Cuspide.com

BUSCAR

Normalmente salida del depósito en 3 días

AR$ 295,00
U$s 6,58

convertir a otras monedas

Sumás 147 puntos

Canjealo con 2950 puntos

Precios válidos para compras on-line

¿Qué sentido tiene releer a Sartre hoy? Luego de los años estructuralistas y la proclamación de la muerte del sujeto, ¿no es acaso el gran derrotado de la filosofía francesa contemporánea? En realidad, Sartre vuelve al escenario filosófico por, al-menos, tres órdenes de necesidad. El primero sería el de revisitar las condiciones de surgimiento de esta filosofía francesa contemporánea, las maneras en las que una generación ha intentado pensar su posguerra mundial y en las que se forjó la figura del intelectual progresista del último medio siglo obstinadamente comprometido en el campo de la rebelión, análogo moderno de las figuras de Voltaire, defensor de Calas, de Rousseau, cuyo Contrato Social fue condenado a la hoguera, o de Victor Hugo, erigiéndose solo contra el golpe de Estado de Napoleón el Pequeño y contra la represión de la Comuna. El segundo sería explorar en el presente las aporías de una filosofía de la libertad absoluta del sujeto como conciencia, en relación con una cuestión replanteada sin cesar, desde el sujeto escindido de Lacan hasta los sujetos políticos de Badiou. El tercero podría ser el de retomar la pregunta imposible de Sartre: ¿Qué es la literatura? No tanto para intentar responderla como para delimitar, junto con Jacques Ranciére y algunos escritores actuales, las contradicciones que, en el deslizamiento que en el siglo XIX nos hace pasar de las Bellas Letras a la literatura, vuelven a esta última indefinible. Tres interrogantes que atraviesan actualmente la filosofía viva de una orilla a otra del Atlántico.
'

  • FILOSOFIA
  • 224
  • 270
  • Rústica
  • 2006
  • Castellano
  • 9789505819805

Su comentario será moderado antes de su publicación. Este espacio le permite compartir su opinión sobre el libro con otros lectores, evite comentarios que no sean pertinentes ni alusivos al libro. Por favor sea amable, respetuoso y cuide su lenguaje.